Explora juegos:


Una de las partes más importantes de un hospital es su personal, pero sin duda la que marca la diferencia entre una buena y mala atención son las enfermeras. Ellas se encargan de recibir a los enfermos y heridos nada más llegar, aplican las primeras curas de emergencia si son necesarias y apoyan a los médicos en las cirugías.

Ser enfermera no es fácil ya que debes lidiar con pacientes de todo tipo, ya que algunos se encuentran doloridos y pueden pagar su dolor de malas formas con estas profesionales. Ahora que te vas a convertir en una auténtica enfermera debes saber mantener la calma en todo tipo de situaciones, ya que si dejas que tus nervios se apoderen de ti podrías poner en riesgo la vida de un paciente.

Además asistir a un médico en una intervención puede ser algo estresante, ya que debes ser rápida pasándole el instrumental que debe utilizar cuando te lo pida. Un fallo como que se te caiga un bisturí podría tener un desenlace fatal, ya que la vida de un paciente está en tus manos.