Explora juegos:


La pieza clave de todo restaurante son sin lugar a dudas las camareras, ellas realizan una de las labores más importantes. Esta labor consiste en tratar con el cliente, ya que el primer contacto es realizado por ellas y todo el tiempo que estén en el restaurante se valora su trabajo por parte del comensal.

Si vas a ser camarera debes ser rápida y tener buena memoria, en un momento dado varios clientes pueden pedirte distintas comandas y si no eres capaz de memorizarlas puedes equivocarte. El ser rápida no quiere decir que hagas las cosas mal, debes llevar los pedidos lo más rápido posible a la mesa pero sin correr o podrías tropezar.

En determinados momentos del día puede haber colas de gente viniendo a comer a nuestro restaurante, en estos momentos hay que mantener la calma y ser lo más amable posible para que tengan paciencia. Si te gusta ver como la gente viene a comer y sale contenta tanto por la comida por haber sido bien atendida, ser camarera es tu vocación y te hará sentir feliz en tu trabajo.