Explora juegos:


En los parques de atracciones y ferias encontramos muchas atracciones, existe una gran variedad y cada una tiene su propio objetivo. Estos objetivos pueden ir desde divertirnos, asustarnos o poner nuestros nervios a prueba con un recorrido de vértigo.

Si buscamos pasar miedo solos o acompañados podemos ir a la casa del terror, en la que temibles monstruos nos esperan para intentar asustarnos. O podemos atrevernos a entrar en el tren de la bruja, una atracción en la que tendremos suerte de salir sin una maldición.

Aquellos que buscan emociones fuertes tienen a su disposición una gran variedad de lugares para subir, las que más asustan son sin duda las montañas rusas. Estas construcciones colosales nos llevan por una serie de raíles a toda velocidad mientras subimos, bajamos o realizamos loopings de infarto. Incluso podemos subirnos a atracciones que nos subirán hasta 50 o 100 metros y nos soltaran al vacío sin previo aviso.

Pero no todos buscan este tipo de emociones y solo quieren divertirse, es por eso que pueden montar en los coches de choque o en el tiovivo.